12 meses, 12 bocatas: Sibil·la

por | Ago 4, 2010 | Blog | 9 Comentarios

Sibil·la, camaiot con huevo frito

Bocadillo Sibil·la, camaiot con huevo frito

He comenzado, junto a unos buenos amigos, una iniciativa que intuyo nos va a traer muchas alegrias 🙂

Vamos a ir, una vez al mes, a visitar un bar o cafetería, donde sirvan algún bocadillo de esos especiales, famosos por algún motivo. Para comenzar esta experiencia, hemos elegido el café Sibil·la, atraídos por su bocadillo de calamares de los viernes. Por mala fortuna, Mateo, su dueño, nos ha indicado que por un problema con el pescadero no tenía calamares, así que hemos tenido que cambiar nuestra elección «bocatil».

En esta primera cita, hemos sido 6 asistentes:

Y hemos probado los siguientes bocatas:  sibil·la (camaiot con huevo frito), camaiot con queso mahones, queso mahones y jamón serrano.

Nos han juntado 3 mesas, y hemos estado bastante cómodos. Aunque hemos tenido que esperar un poco a pedir, luego no han tardado mucho en servirnos a cada uno el bocadillo, que han servido junto a la bebida.

Los bocadillos eran todos con pan llonguet, ya cortada por la mitad, detalle que personalmente agradezco. En mi caso he pedido Camaiot con queso mahones, y está realmente bueno. Calentito, crujiente en su punto, con su tomate restregado, nada que objetar. Además los ingredientes parecían de buena calidad.

Algunos de los asistentes se han animado a escribir su propia nota, gracias amics!:

Gerardo: Poco más que añadir. El ambiente diáfano del local ayuda a crear buen ambiente. El bocadillo de queso Mahonés estaba bien presentado, caliente y sobretodo muy rico. Ojalá la coca-cola fuera de botella de 33cl o de lata, pero no todo puede ser perfecto.

Tomeu: a mi el sitio me gusta bastante, además teniendo en cuenta la zona que acaba de ser remodelada, es una buena alternativa no sólo por los bocatas sino por un menú del día que he probado varias veces y está buenísimo. Los bocatas tenían todos buena pinta pero quizás les faltaba un poquito de presentación, por lo menos unas aceitunitas para acompañar. Comparándolo con otros sitios, el bocata pequeño quedaba un poco corto. Ya tengo ganas de probar el próximo.

JuanPe: Pienso lo mismo de las olivas, un par de ellas habrían alegrado el plato. Aunque el bocadillo estaba buenísimo, para mí al llonguet le faltaba estar un poco más crujiente. El local estaba genial y además hay WIFI!!

La nota final es: 7,3

El próximo mes otro bocadillo especial! 😀